Población pobre de zonas rurales de Paraguay mejorará su acceso al transporte, bienes y servicios sociales. 

Préstamo del BID de US$100 millones financiará mejora de caminos vecinales; apoyará aumento en la producción y beneficiará a 1,3 millones de personas

Paraguay mejorará la conectividad de la zona rural de los departamentos de la Región Oriental, a través de un programa de mejoramiento de caminos vecinales que será financiado con un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) de US$100 millones, de los cuales US$50 millones provienen de su capital ordinario y US$50 millones del Fondo Chino de Cofinanciamiento para América Latina y el Caribe.

Con el programa se buscará proveer un mejor acceso de las zonas productivas a puntos de consumo, así como de 1,3 millones de personas que viven en las zonas rurales más pobres del país a mercados regionales, bienes y servicios sociales y de transporte, mediante la mejora en el nivel de servicio de una parte de la red prioritaria de caminos vecinales y su continuidad con un mantenimiento apropiado.

“El programa es parte del plan y las acciones que está implementando Paraguay para combatir la pobreza que aún afecta a cerca del 24 por ciento de la población”, dijo Vera Lucia Vicentini, jefa del equipo del proyecto del BID.

Los resultados esperados son el mejoramiento del nivel de servicio en la red de caminos vecinales, la reducción del 20 por ciento en los costos de operación de los vehículos y en los tiempos de viaje, la eliminación de interrupción total o de las restricciones de circulación vehicular durante todo el año, y produzca beneficios adicionales en términos de aumento de la producción agropecuaria.

También se prevén impactos positivos en materia de género, pues es la primera vez que se promueve la participación activa de la mujer, tanto en la construcción como en el mantenimiento de caminos, con una estrategia específica junto a contratistas y supervisores de obras, y el desarrollo de módulos de entrenamiento y capacitación para población local.

El programa prevé la realización de obras múltiples e incluye el mejoramiento de 390 kilómetros de caminos vecinales con un estándar que asegure condiciones de transitabilidad y seguridad vial adecuadas, el reemplazo de 1.900 pequeños puentes de madera por puentes de hormigón, y el mantenimiento rutinario de 530 kilómetros de caminos vecinales incorporando en el modelo de gestión a microempresas locales lo que influirá positivamente en el empleo y el desarrollo económico de la zona de influencia.

Las obras incorporarán elementos de seguridad vial con el objeto de reducir la velocidad de los vehículos y evitar accidentes en los sectores críticos, y los diseños serán sometidos a una auditoría de seguridad vial para garantizar la inclusión de elementos preventivos adecuados.

El préstamo de US$100 millones tiene 23 años y medio de plazo con 5 años y medio de gracia, una tasa de interés basada en LIBOR y cuenta con una contrapartida local de US$25 millones.

Lea la noticia original en la web del BID.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s